Amor de lejos, felices los…

En un inicio era amor de pendejos, luego eran felices los cuatro y ¿ahora?

Este tipo de relaciones tienen un gran factor para sobrellevar: la distancia. Sin embargo, los que se ausentaban, los que se quedaban como “novios de pueblo” o simplemente quienes no se lo tomaban en serio, encontraron en esta situación la excusa perfecta para engañar a sus parejas.

Algunas personas que han mantenido una relación a distancia por varias semanas, meses o años afirman que no supieron cómo manejarla, puesto que no le dedicaban el mismo tiempo que antes y les incomodaba la falta de contacto físico; es por ello, que engañaron a sus parejas o descubrieron que éstas les fueron infieles. Cuando en una relación a distancia disminuye la constancia, atención y principalmente el amor, se puede generar una atmósfera de celos e inseguridad, que lentamente van desgastando la relación y da apertura a que una de las partes, o ambas, se interesen por salir con otras personas.

Quienes terminaron con sus parejas creen que si una relación no es sólida puede debilitarse aún más con la distancia y el tiempo. Lo que destacan como aspectos primordiales para un rompimiento son la mentira y el engaño: “Si mi novio me decía que estaba con alguien más en USA, lo hubiera entendido e, incluso, hubiera regresado con él cuando estuviera aquí (Ecuador); sin embargo, me molestó que hubiera estado con las dos al mismo tiempo y fingiera que no pasó nada cuando volvió”, cuenta Sandra. De igual manera, Sebastían se sintió decepcionado porque lo engañaron y luego lo dejaron “Me hubiera dicho directamente… no hubiera perdido tiempo esperándola. Días antes que regrese vi en su FB fotos con su nuevo novio y cuando vino me dijo que porqué la buscaba si ya no éramos nada”.

Es por eso, que si a mí me hablaban de amor de lejos les respondía con alguna de las frases de la primera línea, hasta que descubrí que la vida no siempre te lleva por los caminos establecidos. Los límites y las distancias en una relación amorosa los ponemos nosotros y no sólo implican lo físico: puedes verte con alguien todos los días, pero puedes sentirte incompleto. Es sorprendente cómo miles de kilómetros se vuelven nada cuando esa persona te escribe por MSN, cuando escuchas su voz por teléfono, cuando paseas con la imaginación, cuando improvisas actividades en conjunto y sientes que está cerquita, a tu lado. Mi amiga que tiene su novio en Colombia me comentó que lo mejor son los reencuentros, porque vives cada día con mayor intensidad y no quisieras que el tiempo se termine.

A menudo es como vivir en un sueño que no es tan sencillo, porque hay que  lidiar constantemente con ese sentimiento de extrañar y querer ver, compartir y estar con esa persona; sin embargo, los esfuerzos valen la pena cuando llega el día en que lo vuelves a encontrar. Para que este tipo de relaciones tengan éxito deben basarse en la confianza, el respeto, no caer en la rutina, luchar por mantener viva la llama del amor, en sí, llevarse dentro el uno al otro.  Alguien me dijo: “Las grandes pruebas se presentan para quienes puedan superarlas y son pocos los que aceptan el reto”; es por ello, que en estas relaciones habrán más momentos de nostalgia, confusión, de “dejarse llevar” por lo efímero, etc., pero si el sentimiento es verdadero y uno se esfuerza por conservarlo, no desaparecerá fácilmente.

Para algunos, la lejanía y el tiempo son una oportunidad para caer en la tentación; para otros, pruebas para engrandecer el amor y demostrar que pueden superar cualquier obstáculo y para mí es trazar un camino distinto hacia la felicidad porque, de lejos o de cerca: amor,  felices los dos. 

Anuncios

Un pensamiento en “Amor de lejos, felices los…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s